Hoy queremos traeros un pedacito de “Transfeminismos. Epistemes, fricciones y flujos“. Una historia reciente que nos resulta relevante: el surgimiento del transfeminismo español y, especialmente, el inicio del movimiento por la despatologización trans.

Antes que nada: ¡Re-estrenamos biblioteca! A las amigas de MAGCEDONIA.com les ha gustado tanto la idea de “La Biblioteca de Transire” que nos han cedido un huequito para instalar aquí nuestras recomendaciones, ¡esperamos que os guste!

El origen de la lucha en la que Transire Asturies se desenvuelve, para recordar de dónde venimos y repensar hacia dónde debemos ir ahora. Nos parece especialmente recomendable, en este sentido, el capítulo de Aitzole Araneta y Sandra Fernándes: Genealogías Trans(feministas).

“En el Estado español, podemos fijar el nacimiento del movimiento prodespatologización de las identidades trans en torno al surgimiento de la Guerrilla Travolaka (Barcelona, 2006) y las nuevas articulaciones que comenzaron a gestarse a partir de esta fecha. Guerrilla condensa varios rasgos que caracterizarán a los grupos que harán de la lucha trans un eje central de su activismo: son movimientos autónomos, no identitarios y con una elaboración de lo trans explícitamente enmarcada en la lucha contra el heteropatriarcado.

Es decir, los inicios del movimiento prodespatologización están enraizados en las luchas feministas transmaribolleras críticas y radicales. Surgen a partir de grupos involucrados en una denuncia más amplia de las condiciones de opresión que atraviesan los márgenes (mercantilización, institucionalización y despolitización del movimiento lgtb, regulaciones de extranjería, expropiación de los derechos laborales de las trabajadoras sexuales…).

Se trata de colectividades que tejen su punto de encuentro en torno al proyecto político y no en torno a la identidad. El punto en común entre sus activistas giraba alrededor del tipo de transformación social por el que era necesario apostar: aquella en la que la diversidad de nuestros cuerpos, sexos, géneros, deseos e identidades fuese celebrada antes que aplastada bajo clasificaciones médico-políticas que nos resultan tan ajenas como opresoras”.

Accede al texto completo. Hazte con tu ejemplar aquí.